SEMANA SANTA EN ISLA DE MAIPO

Comparte esta publicación

En la comunidad de la Parroquia Nuestra Señora De La Merced de Isla de Maipo, el Domingo de Ramos fue “una celebración muy bella, muy íntima en términos de la relación personal con Dios.

 

Tuvimos una participación bien potente en términos de cantidad de gente y el ambiente que se genera ante este acontecimiento”, explicó Jorge Castro, quien participa en el equipo de liturgia de dicha comunidad.

 

“Habían personas que normalmente no van a las celebraciones ordinarias pero que sí van a estas fiestas, y que percibimos muy conectadas en la celebración, muy concentradas. De esa manera, Domingo de Ramos marcó el tono de cómo fue el resto de la Semana Santa”, en un ambiente que genera la sensación de que algo importante está pasando a nuestro alrededor, agregó.

 

El Vía Crucis, en tanto, fue muy distinto a años anteriores: “La cantidad de gente disminuyó un poco en relación a otros años, sin embargo, de manera personal creo que hay un fenómeno social que me choca un poco en torno a la connotación del Viernes Santo. Puesto que vemos que mucha gente ha ido perdiendo el sentido de lo que conmemoramos ese día versus la connotación de piedad y recogimiento que se percibe al interior de nuestras iglesias. En lo personal eso me choca”, relató.

 

Sin embargo, el Sábado Santo en la Vigilia Pascual aumentó mucho la participación, en contraste al día anterior (de Viernes Santo) “y fue muy bella, con un toque muy especial frente a lo que significa la celebración en torno a la resurrección de Cristo. Me llamó la atención que durante toda la liturgia la gente estuvo muy atenta. Fue muy lindo y se sintió cómo Jesús resucitó en medio nuestro”.

 

Por último, la celebración del Domingo de Gloria a las 12 del día, fue muy festivo, participó mucha gente y realmente para mí fue una celebración que paraliza la vida y nos lleva a contemplar los misterios del Señor de una forma bastante especial que nos lleva a replantear nuestra fe desde la perspectiva de que Cristo muere pero vence, muere, pero resucita, muere pero retorna con una victoria que llena el corazón”, finalizó.

Suscríbete a nuestra revista Mensual

"Revista Iglesia en Salida"

Publicaciones similares

Noticias

BOLETÍN PASTORAL FAMILIAR MAYO 2024

Junto al Corazón de Cristo, el corazón del hombre aprende a conocer el sentido verdadero y único de su vida y de su destino”. -PAPA JUAN PABLO II.

Aporta a nuestro obispado

Seguimos sirviendo, seguimos contando con tu aporte